Back to Curso

2º Formación en Terapia Gestalt. Recursos

0% Complete
0/0 Steps
  1. BIENVENIDOS A ESTE CURSO

    MANUAL DEL ALUMNADO 2º VALENCIA
    3 Temas
  2. TALLERES TEÓRICOS
    LA ENTREVISTA INICIAL EN PSICOTERAPIA
    19 Temas
  3. TEST DE PSICODIAGNÓSTICO GESTALT H. SALAMA
    11 Temas
  4. FACILITACIÓN DE GRUPOS
    10 Temas
  5. FENOMENOLOGÍA Y ESCUCHA
    7 Temas
  6. LA TEORÍA DEL SELF (I)
    13 Temas
  7. CONCIENCIA CORPORAL (II)
    9 Temas
  8. TRABAJO CON FAMILIAS
    9 Temas
  9. TRABAJO CON PAREJAS
    15 Temas
  10. GESTALT PARA NIÑ@S Y ADOLESCENTES
    10 Temas
  11. LA PSICOPATOLOGÍA DESDE LA TERAPIA GESTALT (I)
    9 Temas
  12. SUEÑOS, DUELOS Y FANTASÍAS (I)
    11 Temas
  13. TÉCNICAS EN TERAPIA GESTALT: PSICODRAMA FENOMENOLÓGICO
    13 Temas
  14. TÉCNICAS EN TERAPIA GESTALT: PROYECCIONES GRÁFICAS
    12 Temas
  15. SUEÑOS, DUELOS Y FANTASÍAS (II)
    10 Temas
Lección Progress
0% Complete

La interacción del organismo con el entorno, la experiencia de contacto, se da a través de un proceso, es un recorrido temporal es una línea, no un punto. Y se organiza gracias a funciones de contacto que permiten esa interacción.

El proceso de toma de contacto se da con una excitación creciente. La percepción de un deseo, la novedad del estímulo o la posibilidad de satisfacer una necesidad del organismo, la búsqueda de formas de hacerlo, define el proceso de toma de contacto que provoca una energización, o, expresándolo de un modo más vivido, como excitación, interés y puesta en práctica de un creciente número de recursos. 

Esta excitación va a ir aumentando durante la toma de contacto, pasando por diferentes fases (únicamente a efectos didácticos, pues el proceso es unitario), hasta que se resuelve la necesidad o el organismo se adapta y vuelve al equilibrio. Esta resolución implicará un modo de retirarse de contacto, (complementario con el de toma de contacto), en el que la excitación irá decreciendo en la medida en que ya no es necesaria para la actividad de esa parte del proceso.

De nuevo a efectos didácticos podemos dibujar estas fases de la siguiente manera.[1]

  1. En la primera fase (Pre-contacto) son esenciales las funciones perceptivas. Es un tiempo en el que aparece el apetito, se hace patente la pérdida de la homeostasis del organismo. Y esto sucede de un modo generalmente vago, bien surgiendo espontáneamente del organismo, a partir del desequilibrio físico-químico-anímico, o bien porque algo en el entorno genera un deseo. De cualquier modo, ese apetito encarnado, o el organismo mismo, son la Figura. El final de esta etapa implica el paso a lo consciente del material que ha estado aquí en lo corporal, en lo sensorial. Inicia entonces el paso de lo sensorial a lo emocional.
  1. En la segunda fase (Toma de contacto), la excitación del apetito pierde importancia a costa del descubrimiento de algún objeto del medio que puede satisfacerlo. La aparición de la posibilidad produce y desarrolla la emoción. Hay una diferenciación clara entre el organismo y lo que contiene, y el objeto que se busca incorporar, ajeno al mismo. Pero todavía se necesita precisar del modo más claro posible cuál es el objeto que se busca, distinguirlo del fondo, de las otras posibilidades, darle una buena forma a la Figura, delimitar y elegir, renunciar a partes del campo para conseguir otras. Además, la distancia y las condiciones de acceso a lo “otro buscado”, plantean problemas para el organismo hay que desarrollar estrategias, se elige entre las distintas posibilidades, etc. El sujeto se acerca y lucha para superar los obstáculos, este proceso se realiza a través de las funciones de orientación y manipulación. El objeto, que ahora es la Figura, crece en distinción, brillo, dirección, pregnancia, saliencia[2], proximidad (ver las leyes de la Gestalt).
  1. La tercera fase (Contacto final), se termina el proceso por el cual el objeto se destaca claramente, de forma vivida y el organismo contacta francamente con él, por un momento cualquier restricción es abolida y se produce una apertura clara para incorporar lo que es nuevo en el organismo. El contacto toma aquí su definición más intensa, se diría que la distinción organismo – entorno queda borrada por ese tiempo que dura el contacto final. hay una acción unitaria espontánea de percepción, de movimiento y de sentimiento”[3]. Es el momento culminante de la excitación y no hay prácticamente segundo plano, se está absorbido completamente en el contacto.
  1. “El resultado del contacto es el crecimiento conseguido[4], se ha asimilado algo del entorno y el organismo ya no es el mismo. Hay que dejar que la experiencia aporte sus contenidos, relajar el control. Esta es la última fase (Post-contacto). La figura anterior se disuelve en un segundo plano en el que las sensaciones del organismo vuelven a presentarse paulatinamente.

[1] Se presenta el modelo original y más simplificado A lo largo del tiempo muchos autores de Terapia Gestalt han dejado aportaciones personales en este tema, generando diferentes modelos del proceso. Resulta aconsejable no cerrar prematuramente la búsqueda de un modelo definitivo pues todos son aproximaciones al mismo fenómeno con consideraciones interesantes, pero no hay ninguno que sea el “correcto”.

[2] Podemos entender la pregnancia como la capacidad de organizar la forma de un objeto que hace que se conciba claramente, tiene una “buena forma”, simple y permanente La saliencia es la capacidad de un estímulo para destacar y llamar la atención de un observador, generar una fuerte primera impresión, depende en gran parte de la intensidad con que se presenta.

[3] PHG II 12.3

[4] PHG II 13, 4